miércoles, 23 de mayo de 2018

Fisiología del funcionario - Honoré de Balzac


Título: Fisiología del funcionario
Autor: Honoré de Balzac.
 
Páginas: 155
 
Editorial: Anagrama
 
Precio: 13,50 euros
 
Año de edición: 2018
                   
Este delicioso librito, publicado por primera vez en 1841, describe con humor al funcionario común (civilius oficinalis), su hábitat natural (el escritorio), sus costumbres, sus mecanismos de supervivencia, sus depredadores, sus presas, y otros detalles hasta completar un tratado completo de Historia Natural sobre el tema.

«El escritorio es la cáscara de funcionario. No hay escritorio sin funcionario ni funcionario sin escritorio». Con máximas así de rotundas, que están pidiendo mármol, trece axiomas que no necesitan demostración, porque su naturaleza verídica resulta evidente, y las impagables  ilustraciones originales de Luis Joseph Trimolet, Balzac completa un libro muy balzaquiano, irónico, humorístico, que roza lo grotesco y excesivo como fué toda la vida de este francés genial y desbordante. Yo de mayor quiero ser como Balzac, que escribía para hacerle la competencia al Registro Civil y describir toda una sociedad, individuo a individuo.  

Aquí, de momento, retrata a toda una clase social, los 40 000 funcionarios que calcula que existen en aquel momento, describe nueve subespecies típicas, desde el apuesto al memo, pasando por el adulador y el coleccionista, y en un alarde de talento descriptivo, el autor llega ¡a demostrar la utilidad del funcionario! para pasmo de los siglos y admiración de académicos. La cuadratura del círculo y el móvil perpetuo son bagatelas comparados con tamaño logro.

En fin, un librito divertidísimo, tronchante, agudo y muy perspicaz que, aunque parezca mentira no ha perdido apenas vigencia. Espléndido.
.

Honoré de Balzac (Tours, 1799-1850), fue un novelista francés, figura destacada del realismo y de la novela clásica decimonónica. Empezó a estudiar Derecho, lo dejó, fué periodista, tipógrafo y editor, hasta que se dió cuenta de que tenía vocación de genio de la literatura. Trabajador infatigable, se pasaba el día bebiendo café, escribiendo, mudándose de casa para escapar de sus acreedores y atendiendo a sus innumerables amantes. 

Escribió una obra monumental, la «Comedia humana», todo un ciclo narrativo que iba a tener 137 novelas, que se quedaron en 87 y 7 novelas de propina no previstas. Inició varios negocios y se arruinó también varias veces. Todo en su vida fué disparatado y excesivo.

Era un monstruo trabajando, un genio arrollador que vivió la vida a toda velocidad. Parece mentira que le diese tiempo a hacer tantas cosas en solo 51 años. Dentro de su producción, algo irregular, se encuentran verdaderas joyas, obras inimitables, tanto en forma de novelas como de relatos cortos. Balzac es un río enorme en el que se pueden pescar verdaderos tesoros.
                      
Balzac
                    
Publicado por Antonio F. Rodríguez. 

martes, 22 de mayo de 2018

Visión binocular - Edith Pearlman


Título: Visión binocular
Autora: Edith Pearlman
 

Páginas: 512
 
Editorial: Anagrama
 

Precio: 24,90 euros
 

Año de edición: 2018 

Se pregunta en el prólogo la escritora y librera Ann Patchett cómo es posible que una autora así haya sido tan desconocida hasta hace unos años. Estoy totalmente de acuerdo con ella y también en el hecho de que es imposible dejar de leer sus narraciones, cuando acabas un cuento ya estás deseando que comience el siguiente. «Visión binocular» es el título de uno de los cuentos que conforman esta antología.

Se divide en dos partes, Relatos escogidos, de la que destaco «Fidelidad» y «Visión binocular» (lo que puede acarrear regalar unos prismáticos), y Relatos nuevos, en la que destaca «Fechorías», un canto del cisne de una pareja de ancianos. En sus cuentos habitan mujeres sobre todo  (aunque también hombres) en ambientes tan distintos como París después de la Segunda guerra mundial, hospitales, casas de vacaciones, centros de acogida, etc. También está muy presente el judaísmo, imagino que por razones personales y sentimentales. Relatos sobre gente corriente tratados con cariño y empatía por su narradora mediante una forma naturalista de escritura que engancha desde el primer cuento hasta el último. 

Edith Pearlman (26 junio 1936), escritora nacida en Rhode Island, ha sido una autora tardía. De hecho su primer libro de cuentos, «Vaquita y otras historias» se publicó en 1996. Previamente, había publicado relatos en diferentes medios de comunicación. Se dio a conocer con «Miel del desierto», colección de pequeñas historias que obtuvo diferentes premios literarios en EE. UU.

Edith Pearlman

Publicado por Ana Domingo.

lunes, 21 de mayo de 2018

Muerte de un viajante - Arthur Miller


Título: Muerte de un viajante
Autor: Arthur Miller
 

Páginas: 160 

Editorial: Tusquets
 

Precio: 7,95 euros
 

Año de edición: 2006

Soy aficionado al teatro, acudo a representaciones, con menos frecuencia que la que deseo, y de vez en cuando leo obras teatrales. Por un lado lees una historia escrita de una forma distinta, sin descripciones amplias de lugares, sólo con anotaciones breves, las imprescindibles del autor para situarnos en un lugar y época determinados para el desarrollo de la acción. Y tampoco hay retrato psicológico de los personajes, eso queda para que lo elabore el espectador. Por otra parte me gusta imaginar el trabajo de interpretación que el actor hará sobre el personaje, dándole matices y enfoques que puedes ser muy diversos; y el trabajo del director, su forma de conducir la obra puede llevarla por otros cauces hasta conseguir resultados sorprendentes.

Hace poco ha caído en mis manos esta obra, uno de los clásicos del realismo americano de los años 50. Me la he leído casi de un tirón por lo dinámico de la acción y la viveza de los diálogos. Cuenta la historia de un hombre maduro, viajante de comercio, sin éxito profesional ni social, obligado a pasar mucho tiempo fuera de su casa y hacer kilómetros de carretera para obtener unos resultados muy magros, que no le evitan las deudas ni los agobios de final de mes. Su mujer es comprensiva con él y le brinda su apoyo, pero no sucede igual con sus dos hijos, tiene discusiones continuas tanto con el guaperas juerguista como con el golfo inconstante y pequeño delincuente, los dos sin oficio ni beneficio. Los problemas se le acumulan a la vez que se desvanecen sus sueños sin comprender donde está el error.

La obra es la crónica del fracaso de un hombre gris entregado a un trabajo al que ha dedicado toda su vida, que intenta disimular y aparentar en casa una situación falsa, un autoengaño inútil; las circunstancias adversas le empujan a un final que se va entreviendo durante la obra pero al que el autor consigue darle una vuelta de tuerca más en el epílogo para hacerlo todavía mas seco y duro, sin ninguna concesión.

Un dramón de tomo y lomo muy bien escrito con uso repetido de pasajes retrospectivos y de personajes del pasado que aparecen en la acción para alimentar las ilusiones de los personajes. Con un argumento simple y conciso muestra las sombras de un sistema que desecha al individuo cuando no le es útil, enseña el lado oscuro del sueño americano. Se ha convertido en un referente de la literatura realista americana.

Se estrenó en 1949, dirigida por Elia Kazan y se representó ininterrumpidamente durante 21 meses. Inicialmente fue representada por Lee J Cobb, Arthur Kennedy y Cameron Mitchel y desde entonces ha sido representada por actores de la talla de Dustin Hoffman, George C Scott, John Malkovich, Jude LawPhilip Jackson y Philip Seymour Hoffman. Se ha adaptado varias veces para el cine y la televisión. 

Arthur MIller (Nueva York, 1915-2005) fue dramaturgo guionista, opositor al senador McCarthy, activista contra las guerras de Corea y Vietnam, y marido de Marilyn Monroe. De origen judío-austriaco, estudió periodismo en Michigan y  para pagarse los estudios trabajó en un almacén y en una radio local. 

Escribió guiones radiofónicos y comedias antes de que le llegase el éxito con su obra dramática de critica social «Todos eran mis hijos», consolidado después con «Muerte de un viajante» y «Las brujas de Salem», máximos exponentes del realismo americano. Obtuvo el Premio de la Critica de Nueva York y por dos veces el Premio Pulitzer. Su obra también incluye novela, relatos cortos y ensayos. Fue elegido mejor dramaturgo del siglo XX y en 2002 recibió el Premio Príncipe de Asturias.

Arthut Miller en su mesa de trabajo (Getty Images)

Publicado por John Smith.